El anodizado lleva ventaja

anodimeComo todo en esta vida, cada cosa tiene sus ventajas. Sólo hace falta encontrarlas. Anodizar también.

Los metales poseen desde siempre unas cualidades que los han hecho especiales, un poco mágicos, pero sobre todo útiles. Y es al utilizarlos cuando nos damos cuenta de algunas de ellas. Cualidades como la dureza, el brillo, la maleabilidad, el color y la nobleza son apreciadas por quien, en principio, los trabaja y transmite esas cualidades al objeto metálico, a la pieza.  Quien aprecia la pieza  (quien la encarga, sino) es quien sabe lo que representa y lo que vale, y al hacerla posible transmite esta carga añadida al metal.  Y al anodizarla más.